SALARIO EMOCIONAL: Conserva a tu equipo motivado

Actualizado: 16 dic 2019



Empecemos por lo básico, el salario, que por definición, es un parámetro transaccional y esto significa que aportas algo y recibes en contraprestación. La base del salario es un trueque en donde no hay ningún tipo de vínculo.


Ahora bien, el salario no garantiza tener a un colaborador feliz. Además de lo económico, las generaciones actuales buscan otros estímulos en un puesto de trabajo como motivadores relacionales, de desarrollo y autorrealización.


No obstante, el salario entra dentro de un modelo motivacional que se llama: factores higiénicos de la motivación, y esto nos deja observar que hay cosas que no motivan, pero si no están, desmotivan mucho. Es decir, el salario no motiva, pero si no está en condiciones de mercado y regulado, sí desmotiva. También es cierto que la importancia que un colaborador le da al salario, puede ser diferente con base en la generación a la cual pertenece. Las generaciones tradicionales veían al salario como un elemento fundamental para subsistir; ahora en el siglo XXI las personas buscan más cosas en un puesto de trabajo que la pura supervivencia, aspectos como motivadores relacionales, de desarrollo, de autorrealización y, en ocasiones, lo económico pasa a un segundo término.


SALARIO EMOCIONAL Y LOS DESAFÍOS A CONSIDERAR

El salario emocional a veces empieza con agradecer, destacar y reconocer el trabajo bien hecho. En esencia, se trata de darle valor a cada individuo de la empresa y hacerlo sentir parte de la familia.

La calidad del talento humano está determinada principalmente por dos factores: salud y educación. De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS), ésta se refiere a un estado total de bienestar que se divide en tres dimensiones: física, mental y social, donde las empresas y empresarios podemos incidir positivamente en éstas.

Sabemos que existen indicadores y factores idóneos para la medición del bienestar social de los colaboradores dentro de la empresa; uno de ellos es la satisfacción laboral. Si un colaborador está satisfecho con su trabajo, es altamente probable que la compañía logre retenerlo por más tiempo y éste sea aún más productivo.

En este contexto surge el salario emocional, que se refiere a las retribuciones que no siempre redundan en lo monetario, sino en la calidad de vida que le permite al colaborador conciliar la esfera familiar con la laboral. Al mismo tiempo, esto lo disuade de buscar otras ofertas laborales.

Según el estudio Búsqueda de empleo por Internet en México 2018, que elabora la Asociación de Internet.MX, el cuerpo laboral que está en busca de una vacante valora más su desarrollo profesional (90%) que el mismo salario (81%).

Además, destacan términos relacionados con satisfactores emocionales como prestaciones (77%), balance entre trabajo y vida personal (75%) o buen ambiente laboral (74%).



¿CUÁLES SON LOS BENEFICIOS QUE PODRÍAN SER PARTE DEL SALARIO EMOCIONAL? 


Horario flexible: 

Es preferible trabajar para cumplir metas, sin horarios estrictos de entrada o salida, ni la necesidad de estar todo el día en una oficina.

Capacitación y posgrados: 

El apoyo de las empresas, tanto de tiempo como de recursos económicos, beneficia a los individuos y hace más competitiva a la compañía. Cursos y talleres que no están relacionados con la empresa y  dar tiempos para estas actividades permite a los colaboradores estar más relajados y con mejor disposición para sus asignaciones laborales.

Guardería en el trabajo y sala de lactancia: 

Esto es un apoyo invaluable para las madres y padres, ya que les brinda tranquilidad tener a sus hijos en un espacio seguro cerca de ellos y pueden concentrarse mejor en su trabajo.

Espacios de “chill out”: 

Compañías innovadoras tienen espacios de descanso y esparcimiento como salas de juegos, gimnasios y cafeterías para ayudar a relajar al personal y estimular su creatividad.

Voluntariado institucional: 

Un colaborador que apoya a comunidades o sectores de la población desprotegidos se siente involucrado en algo más amplio que su labor. Este ejercicio de empatía y solidaridad también alienta su participación en la empresa.

Home office y espacios de coworking: 

Herramientas tecnológicas como correos electrónicos, chats y teleconferencias permiten a los colaboradores trabajar desde casa, ahorrar tiempos de traslado y tener más tiempo para actividades personales.


EL ENTORNO DE LA FELICIDAD COMO EL CENTRO DEL CONTEXTO LABORAL

En la actualidad, existen compañías que tienen una nueva posición llamada Gerente de la Felicidad, vislumbrando la felicidad como una relación sana conmigo mismo y con mi entorno y que da pie a un crecimiento armónico como ser humano en la parte física, emocional, intelectual y espiritual.

Un claro ejemplo de esta observación, es el que muestra el estudio The 2018 Global Talent Trends realizado por Mercer, donde se identificó qué es lo que las personas buscan en una empresa para sentirse satisfechos con su trabajo, más allá de las remuneraciones económicas.

Según el informe, 51% de los encuestados indicó que buscan más flexibilidad en el trabajo y no solo se refiere al horario o a realizar home office, esto habla del salario emocional.

¿QUÉ PASA EN LA OFICINA DE RECURSOS HUMANOS?

¿Ahora son Referentes Humanos, Facilitadores Humanos o Relaciones Humanas? En las áreas tradicionales de Recursos Humanos existen preocupaciones acerca de la flexibilidad de los puestos, pero estas áreas tendrán el reto de generar estrategias para medir los alcances y beneficios del salario emocional que, como lo advertimos, se ha convertido en una de las principales demandas de la generación millennial y centennials.


TENDENCIAS EN SALARIO EMOCIONAL - LA VANGUARDIA EN EL MUNDO ORGANIZACIONAL

Empezamos a ver una innovación disruptiva en términos de lo que las empresas están ofreciendo a sus empleados, al combinar el salario económico con el salario emocional, lo cual genera modelos laborales sin precedentes. Empresas americanas de gran exposición internacional, por ejemplo, empiezan a ofrecer vacaciones ilimitadas a sus empleados. Ciertamente, eso habla de una empresa que tiene muy bien definidos los resultados que quiere lograr y las métricas con los que los mide.



#SalarioEmocional #MotivaciónLaboral #CulturaOrganizacional

28 visualizaciones0 comentarios